Una web de Lakshahara y Vivekamukti

Las religiones y Dios

Son lo mismo las religiones y Dios?

Dios es un concepto? tu idea? algo que te dijeron que existe? Algo que deduces que existe? Cuanto hay de lo que te han enseñado o has aprendido que realmente define tu relación con Dios?

Desde la prehistoria, el ser humano, piensa, en diferentes niveles, pero ejerce un don que tiene por sobre los animales; el raciocinio. Y dentro de este cajón de herramientas, tiene la reflexión, la observación, el discernimiento, la memoria, etc.

Pero más allá de estas herramientas, hay alguien que debe usarlas

Dios tiene una forma? No la tiene? Existe? No existe?

Hay una historia que cuentan de Sidharta Gautama, el Buddha, que dice asi:

Una mañana un hombre le preguntó: «¿Existe Dios?».
Buda miró al hombre a los ojos y le -dijo: «No, Dios no existe».

Ese mismo día, por la tarde, otro hombre le preguntó: «¿Qué piensas acerca de Dios? ¿Existe Dios?».
Buda miró al hombre a los ojos y le dijo: «Sí, Dios existe».

Ananda, que estaba con él, se quedó muy confundido, pero él ponía siempre mucho cuidado en no interferir en nada. Si tenía alguna pregunta, por la noche, cuando todo el mundo se retiraba y Buda se disponía a dormir, se la exponía.

Pero esa tarde, a la puesta de sol, otro hombre vino con una pregunta muy parecida aunque formulada de forma distinta. El hombre dijo: «Hay gente que cree en Dios y hay gente que no cree en Dios. Yo no sé a quien creer. He venido a pedirte ayuda».

Ananda estaba muy interesado en oír la respuesta de Buda; en un mismo día había dado dos respuestas absolutamente contradictorias y ahora surgía una tercera oportunidad (y no hay una tercera respuesta).
Pero Buda le dio una tercera respuesta. No habló, cerró los ojos. Era un hermoso atardecer. Buda estaba en un bosquecillo de mangos. Los pájaros estaban posados en las ramas de los árboles. El sol acababa de ponerse y soplaba una brisa fresca.

El hombre, al ver a Buda sentado con los ojos cerrados, pensó que quizás era esa la respuesta, así que se sentó junto a él con los ojos cerrados.

Transcurrió una hora y el hombre abrió los ojos, tocó los pies de Buda y dijo: «Tu compasión es grande. Siempre te estaré agradecido por haberme dado la respuesta».

Ananda no podía creer lo que veía, porque Buda no había dicho una sola palabra… Y el hombre se marchó tan contento, totalmente satisfecho. Entonces Ananda le dijo a Buda: «¡Esto es demasiado! Deberías pensar en mí; me vas a volver loco. Estoy al borde de un ataque de nervios. A un hombre le dices que Dios no existe, a otro hombre le dices que Dios existe y al tercero no le contestas. Y el tercero dice que ha recibido la respuesta, está contento y agradecido, y te toca los pies. ¿Me puedes explicar qué significa todo esto?».

Buda dijo: «Ananda, la primera cosa que debes recordar es que esas preguntas no las habías formulado tú; por tanto, esas respuestas no eran para ti. ¿Por qué te preocupas innecesariamente por los problemas de otra gente? Primero soluciona tus propios problemas».

Ananda dijo: «Es cierto, esas no eran mis preguntas y la respuestas no iban dirigidas a mí… ¿Pero qué puedo hacer? Tengo oídos y oigo, y he oído y he visto, y ahora todo mi ser está confundido. ¿Cuál es la respuesta correcta?».

Buda dijo: «¿Correcta…? Lo correcto es la consciencia.

Te cuento esta historia, porque si piensas en Dios, casi automáticamente vienen ideas religiosas a tu mente. Esto es por crianza, aprendizaje, etc. Las religiones fueron creaciones humanas, un sistema de dogmas y ritos hechos por humanos que sucedieron a encarnaciones divinas como Jesús, Buda, Rama, Ramakrishna, Moisés, etc.

Los hombres trataron de aferrarse a reglas para seguir un legado. hicieron lo que pudieron, pero justamente, crearon un sistema de creencias, y eso es casi opuesto a l oque predicaron sus inspiradores

Entonces, lo único que importa es TU EXPERIENCIA en TU CONCIENCIA sobre Dios, el SER o la existencia

Medita en ello. Namasté (saludo con reverencia al ser que habita en ti)

« »