El Instrumento Interno III – La Distorsión de la Realidad

El placer y el sufrimiento son la distorsión de la realidad.

el-instrumento-interno-iii-la-distorsion-de-la-realidad

Entonces, a través de estos cinco órganos del Conocimiento o Indriyas, recibimos la información del exterior, cuando esta información no se vuelve ni placentera ni sufriente, el devoto esta en Prathyahara.

Naturalmente los órganos de los sentidos van hacia adentro, buscando la causa y no la forma, el cuerpo es la forma y el Alma es la causa, el Alma es causal, el cuerpo es formal.

Como verán, en cada paso progresivo, desde lo más elemental, hay un Yoga, en cualquier forma que ustedes se mueven pueden lograr el Yoga, sin esperar trescientos millones de encarnaciones.
Los sentidos son importantes, porque representan la manera en que la mente se relaciona con el prójimo, a través de la sensación, a través de la percepción, en concordancia con los cinco sentidos de la naturaleza material, ese es el modo de poder relacionarse con el prójimo.

Y ése es el modo imperativo en que una persona debe, una y otra vez, preguntarse mientras se relaciona: “¿En qué punto estoy de mi Conocimiento de Mí Mismo?” ¿Qué hacen estos sentidos?: estimulan la mente. ¿A través de qué?: La actividad sensorial estimula la mente a través del sistema nervioso.

Y el sistema nervioso conecta los sentidos con la mente, ¿por medio de qué?, por medio del Prana o energía vital. Por ejemplo, ¿el sistema nervioso con qué se puede comparar?: Los canales o nervios se pueden comparar con conductores eléctricos que se encuentran diseminados por todas partes y es por donde fluye el Prana.

Ahora, ¿qué es el Prana? el Prana es una vibración interna que conecta los sentidos con la mente, entonces todas las sensaciones, las percepciones, las cogniciones, y los conocimientos hacen que la mente se vuelva activa.

Y, al mismo tiempo, esta percepción, cognición, conocimiento, hace que esa mente considere que hay algo que se recibe del exterior como sensación, cognición, conocimiento, y al mismo tiempo si el proceso es correcto, los Indriyas u órganos de los sentidos se vuelven hacia el interior naturalmente.

Esta percepción general que hace la mente frente a los estímulos exteriores se llama percepción indeterminada, porque el adepto no está concentrado en el Ser, sino que está concentrado en sus órganos de los sentidos. La percepción indeterminada es un rasgo general de la percepción. Cuando la percepción es más profunda, o más definida sobre el objeto que se está viendo, se llama percepción definida. “Esto es un vaso”. Esa percepción es cognición. Esto es una silla, esto es un grabador, esto es una mano, se llama cognición a esta forma de percibir la realidad, no es una mano linda o fea, es una mano.

Más allá de la mente que percibe a través de los Indriyas las estimulaciones externas, de un modo puro, o impuro, ¿qué hay más allá? La mente con todos sus pensamientos. ¿Qué hace uno? Clasifica. Y ¿quién clasifica?, ¿cómo se llama esa clasificación?

El intelecto clasifica: esto lo pongo acá, y en lo inmediato, cuando la mente está colmada de pensamientos, gobierna el intelecto, esto está bien, esto no, según nuestra percepción, siempre según nuestra percepción externa, esto es lindo, malo, feo, esto me conviene, esto no me conviene.

Clasifica, el intelecto es un oficinista que clasifica, exactamente así, va clasificando. Y ese oficinista no tira nada a la basura, sólo lo clasifica. Una vez clasificado sentencia, si una cosa es buena, si una cosa es mala, si una cosa conviene, si una cosa no conviene, si una cosa es correcta, si una cosa es incorrecta, si una cosa es justa, si una cosa es injusta.

Este valor que pone el intelecto a las cosas, tiene un único aliado: el objeto de deseo, a través de la inferencia, o de la impresión que se observa a partir de los cinco órganos de los sentidos. Este intelecto está asociado a un eslabón del Instrumento interno Anthakarana, que es Conciencia del Yo, o ego: Yo juzgo, yo pongo los límites, yo pongo las leyes.

Entonces, todos tenemos en el bolsillo nuestra “Tabla de la Ley”, las Tablas de la Ley de Moisés no nos importan nada, cada uno tiene una Tabla de Moisés, y en la medida que sea necesaria sacamos la ley número uno, la número dos, la número tres, etc.
Esta afirmación que hace el intelecto es ego, pero como dijimos, el ego es como la abeja reina a la que nunca ves, pero que está adentro de su agujero y afuera están abejas obreras, las que van a buscar comida o las guerreras, de la misma manera el intelecto es en esa escala el gran instrumento del ego.

Cuando aparece el intelecto el ego es el que ha aparecido, ahora como el ego se manifiesta a través de la estimulación de los sentidos, no prueba jamás nuestra verdadera Existencia. Da pruebas sí, de la condición del objeto con el cual deleitarse, pero no da pruebas de nuestra Existencia, esto también es Yoga, cuando uno puede tener la certeza de esta afirmación dentro de la reflexión debida, se produce Yoga.

Entonces, ese intelecto es como el calor y el fuego, no se pueden separar, cuando aparece el intelecto apareció el ego, ya que este intelecto es la función primaria que utiliza el ego dentro de la mente, o reservorio mental.

El intelecto es la función primaria, clasifica: esto sí, esto no, esto me conviene, esto no me conviene, esto es lindo, esto es feo, esto es bueno, esto es malo, esto es alto, esto es bajo. Entonces, a través de ese intelecto, que es la primera función básica del ego se forja la personalidad.

Por lo tanto, cuando ustedes se jacten de decir: “Sí, tengo una personalidad de esta manera, o de esta otra”, estarán hablando del ego, estarán aun bajo su dominio, serán los empleados del ego, como las abejas obreras son empleadas de la abeja reina.

¿Cuáles son los instrumentos psicológicos que funcionan en relación directa a sus objetos? el ego, el intelecto, y los pensamientos son los hacedores que realizan estas funciones, luego existe un estado más interno, ¿cuál es?: la conciencia.

El ego, el intelecto, y los pensamientos que moran en el reservorio mental reciben estimulación externa, y cuando reciben  estimulación externa, esos pensamientos moran en el estado consciente, cuando la estimulación es interna se vuelven sutiles, moran en el estado inconsciente.

Este estado dentro de el Anthakarana o Instrumento interno de la mente es Chitta, mente sensorial que se vuelve externa o interna, es decir en el estado de conciencia, o en el estado de inconciencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *